Connect with us

#iDEPORTES

Las camisetas como símbolos de identidad futbolera 

Publicado

on

Originalmente concebida para distinguir a los equipos en la cancha, la camiseta que portan los equipos de futbol se ha convertido en un símbolo de identidad de un equipo, una afición e incluso de una ciudad.

Cuando asistimos a un partido de fútbol, es inevitable observar a hombres, mujeres, niños y ancianos de ambos equipos usando la indumentaria de su equipo favorito. 

El origen de las camisetas tuvo lugar en Inglaterra, en el siglo XIX cuando los usuarios comenzaron a usar gorros, bufandas y/o bandas, sin embargo, estas prendas no dejaban en claro que jugador pertenecía a que equipo. La confusión los obligó a portar playeras con colores que fuesen contrarios al de sus rivales (si un equipo jugaba de rojo, el otro debería tener un uniforme azul). Con el paso de los años, se empezaron a usar dos uniformes: uno para el equipo local y otro para el visitante. 

Las ligas se profesionalizaron y los equipos se multiplicaron, por lo que las franquicias buscaron diferenciarse de sus contrincantes a través del color y diseño. 

El color de las playeras constituyó un factor importante en la construcción de la identidad y la ciudad de León, en México, es un ejemplo claro de esto: una de sus principales actividades comerciales es la producción de calzado y en el pasado los curtidores de las fábricas se manchaban de color verde en la zona abdominal al preparar las pieles, lo que sirvió como inspiración para los uniformes deportivos, los cuales se confeccionaron precisamente de este color. 

Las camisetas también pueden tener connotaciones políticas como las del Fútbol Club Barcelona, el cual en ocasiones porta los colores amarillo y rojo, característicos de la bandera catalana, la cual genera un sentido de identidad en su afición, aunque también conflicto con los demás equipos españoles, en especial con los de Madrid, debido al sentimiento independentista de la región. 

Otro ejemplo es El Club Atlético Mineiro, quien, al celebrar su 113 aniversario, realizó un concurso para que los aficionados crearan la nueva indumentaria. El ganador diseñó una playera donde representaba el mapa del estado de Minas Gerais, donde juega el equipo, y los municipios que lo conforman. El público brasileño, tanto aficionados albinegros como rivales, apreciaron el diseño y fue un éxito de ventas esa temporada. 

No obstante, hay ocasiones donde la historia de la ciudad y la tradición de los uniformes no son compatibles. Tal fue la situación con los aficionados del Atlético de Madrid: el equipo reveló que en esta temporada iban a sustituir las icónicas franjas rojiblancas rectas por onduladas, explicando que las últimas representaban al Río Manzanares de Madrid. No obstante, el rechazó ha sido unánime por los hinchas ‘colchoneros’. 

Los equipos tienen historias, tradiciones, culturas y expresiones que están íntimamente ligadas con su ciudad, país, gente y uniformes. La próxima ocasión que veas a alguien con una camiseta de su equipo favorito, pregúntale por la historia que hay detrás de sus colores y su diseño.